Vestido y alborotado | Debatiendo el Presente

07 noviembre 2017

Vestido y alborotado

Carlos Vargas quedo una vez más como la guayabera al no ser tomado en cuenta en las postulaciones a las elecciones municipales en el estado Anzoátegui. Habría, según, declinado su candidatura a la alcaldía de Anaco después de meditar un pacto con Frassito Solórzano, cuyo grupo pregonaba que si no era Solórzano el candidato, no lo sería nadie más.
Vargas y el en el pasado alcalde de Anaco tendrían muchos intereses y por decirlo de alguna manera, « negocios » en común. Tampoco fue favorable para Vargas su autoproclamada fama de tener supuestamente hilo directo con el vicepresidente El Aissami.